Inicio / INTERNACIONALES / Recrudece la guerra comercial entre los Estados Unidos y China

Recrudece la guerra comercial entre los Estados Unidos y China

El presidente Donald Trump ordenó a las empresas estadounidenses dejar de fabricar en China y volvió a subir los aranceles de importación. Más temprano China también había dispuesto una suba de aranceles.

La guerra comercial entre China y los Estados Unidos sigue escalando y afecta al resto del mundo, en especial a las economías emergentes. El presidente Donald Trump anunció este viernes una nueva suba de los aranceles de casi la totalidad de los bienes que la primera economía del mundo importa desde el gigante asiático y “ordenó” a las empresas estadounidenses que busquen una alternativa a China para fabricar sus productos.

Esta era la respuesta del gobierno de Washigton a la decisión de Pekín, anunciada esta mañana, de aplicar nuevos aranceles sobre productos estadounidenses.

El gobierno de Xi Jinping anunció este viernes la imposición de derechos de importación a productos estadounidenses por valor de 75 mil millones de dólares con un arancel del 10% en lugar del 5% actual. Las nuevas tasas, respuesta de Pekín a la decisión de Washington de aumentar sus aranceles sobre 300 mil millones de dólares de productos chinos, entrarán en vigor en dos tramos, el 1° de septiembre y el 15 de diciembre. Son las mismas fechas en las que está previsto que se pongan en marcha las penas estadounidenses.

La escalada en la guerra comercial que mantiene en vilo al mundo se da en la previa de la reunión del G-7 y lleva el debate sobre el proteccionismo comercial al epicentro de la cumbre.

El enfrentamiento comercial entre China y Estados Unidos comezó hace ya casi un año y medio y, pese a que las partes estuvieron a punto de firmar las paces en mayo, la tregua fracasó y cada vez parece más lejos la posibilidad de un acuerdo que termine con esta nueva guerra fría.

El anuncio de Pekín de este viernes es, a su vez, la respuesta a los aranceles anunciado por Washington a principios de este mes.

En una catarata de tuits, Trump insistió horas después en que las multinacionales estadounidenses deben buscar “una alternativa a China, incluido traer de vuelta a casa nuestras compañías y fabricar nuestros productos en EE UU”. En su opinión, “las vastas cantidades de dinero hecho y robado por China a EE.UU., año tras año, durante décadas, deben acabar y acabarán”, aseguraba el mandatario. “No necesitamos a China y, la verdad, estaríamos mejor sin ellos”, siguió.

Trump no dudó en incluir en su diatriba al presidente de la Reserva Federal, Jay Powell. “Mi única pregunta es: ¿cuál es nuestro mayor enemigo, Powell o Xi?”. Trump insiste en que Powell baje los tipos de interés para abaratar el dólar.

Con esta nueva ronda de sanciones, Pekín grava prácticamente todo lo que importa desde EE.UU. Entre esos productos se encuentra por primera vez el petróleo, algunos tipos de avionetas —no así los Boeing—, y numerosos productos alimenticios, como diversos frutos secos, el cerdo congelado, varios tipos de pescado y marisco congelado y fresco, la ternera, la miel y la soja, de lejos el producto que más compra China a EE.UU.

Compruebe también

Una pantera salió a pasear por los techos de un poblado en Francia y fue sensación

Los bomberos tuvieron que hacer un doble esfuerzo: por un lado para rescatar al animal …

A los 43 años, murió la estrella porno Jessica Jaymes

La actriz fue encontrada inconsciente en su casa de San Fernando, California. Grabó más de …

Dejanos tu comentario